X
BLOG

Cómo el análisis estático lo ayuda a comenzar con DevOps

Cómo el análisis estático lo ayuda a comenzar con DevOps Tiempo de leer: 3 minutos

DevOps requiere que dejemos de buscar errores con el análisis estático. Tenemos que ser más proactivos y reevaluar las técnicas de análisis utilizadas en el SDLC. DevOps es una colección de prácticas que facilitan la colaboración y la comunicación entre departamentos necesarias para ayudar a las organizaciones a optimizar y acelerar sus procesos de desarrollo. Sus raíces se remontan al surgimiento de metodologías de desarrollo iterativo que requerían una forma diferente de operar que combina el desarrollo de software, TI y QA. DevOps conlleva el potencial de eliminar los obstáculos que impiden que las organizaciones cumplan con los desafíos comerciales modernos.

Para ser claros, no existen "herramientas de DevOps" que pueda comprar e implementar y que de repente le permitan comenzar a "hacer DevOps", pero existen mecanismos necesarios para implementar una estrategia de DevOps. En este blog, discutiremos cómo las pruebas de desarrollo, y más específicamente el análisis de código estático, permiten a las organizaciones comenzar a realizar DevOps.

Bucle de retroalimentación automatizado

El movimiento DevOps facilita una asociación entre los departamentos que tienen un impacto en la implementación de los requisitos. Al compartir conocimientos y tareas entre departamentos, las organizaciones crean un proceso eficiente para acelerar el SDLC mientras mejoran los procesos de calidad. Sin embargo, para que DevOps sea efectivo, se debe implementar un ciclo de retroalimentación automatizado que permita la aplicación consistente de políticas de calidad a medida que los requisitos avanzan desde la creación hasta la producción.

La mayoría de las organizaciones tienen un circuito de retroalimentación para implementar los requisitos. En el nivel más básico, el ciclo de retroalimentación comienza con la política y avanza a través de la implementación, la medición, la autopsia, el ajuste de la política y la reimplementación. Pero en un negocio que opera tradicionalmente, el ciclo es un proceso engorroso ejecutado por departamentos aislados que a menudo carecen del conocimiento adecuado de cómo operan los equipos ascendentes o descendentes.

La automatización es fundamental. Es demasiado costoso desde la perspectiva de los recursos para las personas detener sus tareas normales de desarrollo y prueba para recopilar datos relacionados con el proceso de retroalimentación. La producción manual del ciclo de retroalimentación también corre el riesgo de introducir análisis inconsistentes e inexactos que obstaculizan la capacidad de una organización para mejorar los procesos de desarrollo y, en última instancia, la calidad del software. Las organizaciones pueden automatizar el ciclo de retroalimentación implementando un punto central de integración para todos los componentes asociados con la infraestructura de desarrollo y prueba. Una plataforma centralizada permite que BTS, RMS, control de fuente, herramientas de análisis y otros componentes recopilen artefactos para que los equipos de DevOps tengan acceso a información confiable y consistente que les ayuda no solo a prevenir defectos, sino a acelerar todo el SDLC.

Pruebas de desarrollo

A medida que avanza la implementación de un requisito, el circuito de retroalimentación ayuda a los desarrolladores a prevenir errores y comprender el impacto del cambio a medida que madura el requisito. En términos de realizar DevOps, el ciclo de retroalimentación permite el flujo bidireccional de análisis desde el desarrollo hasta la implementación y viceversa. Las operaciones contribuyen al proceso colaborativo en la forma de dar forma a algunos aspectos de la política de desarrollo, mientras que el desarrollo permite que la política evite defectos que afectan las operaciones. Esta fase preventiva del SDLC es el proceso de trabajo pesado con el que la mayoría de las organizaciones están familiarizadas en términos de análisis de código estático:

  1. Determine qué reglas de análisis estático ejecutar de acuerdo con la política de desarrollo de la organización de acuerdo con los comentarios de las operaciones.
  2. Ejecute el análisis y aborde cualquier defecto, nuevamente, de acuerdo con la política.
  3. Repita hasta que el análisis arroje un número aceptable de infracciones.

Lo que es especialmente importante de esta fase desde la perspectiva de DevOps es que implica la capacidad de capturar, medir y analizar la conveniencia de las actividades realizadas. Las organizaciones deben comprender qué funciones de sus procesos de calidad están ayudando a la organización a lograr sus objetivos y qué funciones simplemente están haciendo ruido. Esto conduce a la segunda fase de las pruebas de desarrollo para DevOps: la aplicación de un análisis posterior al análisis a la política de desarrollo.

Los hallazgos expuestos durante la fase preventiva deben medirse, priorizarse y retroalimentarse en el proceso de desarrollo en forma de una política repetida. Esto ayuda a los equipos posteriores en términos de implementación del requisito, como QA y TI, no solo a hacer su trabajo, sino que también contribuyen a un proceso continuo que da como resultado un código seguro, confiable y receptivo.

Escrito por

Parasoft

Las herramientas de prueba de software automatizadas líderes en la industria de Parasoft respaldan todo el proceso de desarrollo de software, desde que el desarrollador escribe la primera línea de código hasta las pruebas unitarias y funcionales, hasta las pruebas de rendimiento y seguridad, aprovechando los entornos de prueba simulados en el camino.

Reciba las últimas noticias y recursos sobre pruebas de software en su bandeja de entrada.

Prueba Parasoft